jueves, 21 de octubre de 2010

Nápoles 0 - 0 Liverpool (Europe League)

Justo empate en un partido con pocas ocasiones

Roy Hodgson coge un poco de aire para su próximo examen final. Sabe que ya no tiene mucho margen para un resultado negativo más y por eso realizó una de las rotaciones más comentadas en la previa del partido (el descarte de Torres, Gerrard y Meireles).

Apostó una vez más en la Europe League (competición a la que deberíamos tomarnos con más seriedad) por un equipo de jóvenes y de pocos habituales. Hacer este tipo de apuestas te puede salir bien o mal, pero siempre depende del equipo rival.

Hoy nos enfrentábamos al Nápoles y nada tenía que ver con el pobre y lamentable rival con el que nos enfrentamos en el anterior partido de la Europe League, el Steaua.

Esta vez el rival tenía más nivel y se vio un fútbol escaso de ocasiones, sólo hubieron dos en los 90 minutos del partido. Una fue la ocasión clara de Marek Hamsik a pase de Cavani, en la que ya se cantaba el gol, pero Konchesky despeja en la línea y la otra fue un pase al hueco vacío de defensores napolitanos de Jovanic a Babel en donde el balón termina tocando en De Sanctis y no entrando en la red.

El Liverpool siempre intentó controlar el balón , pero sigue con un juego raro, que no funciona y no lleva a nada más que a perder el balón en algún mal pase o en intentos débiles de atacar a la portería rival. El ataque se basó en la rapidez de Babel, pero fue un recurso inútil y poco válido teniendo en cuenta que en muchas ocasiones no tenía el apoyo necesario para seguir con la jugada.


El Nápoles en cambio cuando tenía el balón sabía lo que estaba haciendo, el equipo se movía bien, estaban coordinados, pero se vio también que en ataque tienen problemas, apenas pudieron inquietar a Pepe Reina. No estuvieron finos en ataque, pero sí en la circulación del balón.

El partido acaba en un empate a 0 goles, totalmente justo, otro resultado con goles no hubiera reflejado el tormento de haber presenciado un partido tan poco "atractivo" para el aficionado al buen fútbol.

Seguimos líderes de la clasificación con 5 puntos, dos más que el Nápoles y el Utrecht, y 3 más que el Steaua.

El próximo encuentro es ante el Blackburn Rovers en Anfield este domingo. Un partido que se podría ver como una final, sólo vale ganar, un empate o una derrota podría enterrarnos más en el abismo que conduce a la Championship.

Liverpool: Reina; Konchesky (F.Aurelio 65'), Skrtel, Carragher (Kyrgiakos 46'), Kelly; Jovanovic, Poulsen, Spearing, Shelvey; N'gog, Babel (J.Cole 77').

5 comentarios:

tapadillo dijo...

Creo que lo mejor que le puede pasar al Liverpool ahora mismo, es perder. Si esto sigue así, Hodgson no dura ni dos semanas. Entre Pellegrini y Rijkard, prefiero a Pellegrini, pero cualquiera de los dos lo haría mejor.

Luis JFT96 dijo...

Ha sido un buen empate con chavalines (y sin Pacheco), ante un Nápoles muy respetuoso con los galones de la chaqueta roja.

El grupo se ha puesto muy de cara con dos partidos en Anfield y el otro posiblemente en el campo más fácil de los tres. Esto no lo estropea ni Roy. Que coste que a mi no me parecía un grupo fácil.

Seguimos amentando la racha a siete partidos sin ganar ...

Luis JFT96 dijo...

Me han gustado dos detallines de Shelvey, habrá que ver como sigue su progresión.

Jorge-George Olmos dijo...

Y Pacheco? si no lo convocan para estos partidos entonces para cuales?

Y lo de las agresiones es despreciable que gente en un deporte lo utilicen para generar odio.

Jony dijo...

Hay una cosa que me está mosqueando desde hace varios días.

El protagonista de casi todos los reportajes en la página web, donde sale mucho en fotos o comentando cosas....es Jamie Carragher.

Qué raro me parece todo esto.