sábado, 27 de octubre de 2012

Regreso al Calderón 4

La travesía que le volvió a llevar a casa

Después de 1956 días, el 'Niño' saltó al césped del Vicente Calderón para recibir una ovación espectacular enfundado en la camiseta de España

Era el invitado de excepción, el hombre al que todas las cámaras miraban. Después de más de cinco años de su marcha del Atlético de Madrid, el Vicente Calderón se vistió de largo para recibir a Fernando Torres.

El 'Niño', que ya jugó ante los colchoneros en la final de la Supercopa de Europa defendiendo los colores del Chelsea, no fue titular y tuvo que esperar para vivir uno de los momentos más especiales de su vida.

De hecho, la mala fortuna de las lesiones de sus compañeros David Silva y Álvaro Arbeloa a punto estuvo de mandar al traste el momento mágico. Sin embargo, el ecuánime Del Bosque fue sensible a los gritos que llegaban desde la ribera del Manzanares.

Después de 1956 días sin jugar en la que fuera su casa, Torres saltó al césped enfundado con el nueve de España para recibir una espectacular ovación por parte del público que demostraba así el cariño contenido a lo largo de años de ausencia.

Pese a que no pudo marcar y al empate, el delantero se llevó el buen sabor de boca del empate conseguido por la selección ante Francia que complica la clasificación para el Mundial de Brasil 2014.

El que hasta ahora había sido el último precedente del exjugador del Atlético en el estadio madrileño tampoco representaba un recuerdo demasiado grato, ya que los colchoneros cayeron derrotados por 3-2 ante el Celta, el nueve de junio de 2007.

Goal.com 17/10/12

No hay comentarios: